Eléctrica Puntilla

Historia

19Historicas

La experiencia de Eléctrica Puntilla S.A. en la generación eléctrica se remonta al año 1906, cuando la Sociedad del Canal de Maipo (SCM) arrienda las aguas del canal San Carlos, a la Compañía Alemana Transatlántica de Electricidad (CATE) -hoy AES Gener-, para generar energía mediante la construcción de una central de pasada en el sector de La Florida.

Inaugurada en 1909, la Central Florida se constituyó como la primera central hidroeléctrica para abastecer de energía a la ciudad de Santiago. El contrato de arriendo de aguas era por 50 años, renovable por otros 25 años. Terminado este período, la Sociedad del Canal de Maipo podía ejercer una opción de compra por la central. Fue así como en 1983, SCM compra la Central Florida, que a esas alturas pertenecía a Chilectra, teniendo una capacidad de 15 MW.

A fines de 1996, la Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones (CMPC) abre un proceso de licitación para vender sus centrales hidroeléctricas Carena y Puntilla. La Sociedad Canal del Maipo se adjudica esta última, que entonces contaba con dos unidades generadoras tipo Francis, una instalada en 1926 de 4,5 MW y la otra en 1942 de 9,5 MW. Dicha central capta sus aguas del Canal Sirena, de 13 km de largo, que corre por la ribera sur del Río Maipo, entre la localidad de El Canelo hasta la cámara de carga de Central Puntilla.

7Historicas

Para operar los nuevos activos eléctricos, SCM crea la filial Eléctrica Puntilla S.A., con una participación del 80% para dicha Asociación y del 20% para la Fundación San Carlos de Maipo. El 1 de mayo de 1997, se realiza el traspaso físico de los activos adjudicados, y Eléctrica Puntilla S.A. inició sus operaciones.

Con el fin de mejorar la eficiencia de la Central La Puntilla, en 2006 se incorpora una nueva unidad generadora permitiendo incrementar la potencia hasta 21 MW, aumentando su capacidad en un 50%. Con estas inversiones, Eléctrica Puntilla comenzó a inyectar la energía generada por la Central Puntilla al Sistema Interconectado Central (SIC), a través de las líneas de Empresa Eléctrica de Puente Alto y de AES Gener, hasta la sub-estación Florida.

Como propietarios de Eléctrica Puntilla S.A., por un lado, y administradores de la Central Florida por otro, la Sociedad del Canal del Maipo se planteó la necesidad de reestructurar su negocio eléctrico. Centró sus esfuerzos en captar los derechos de agua de sus asociados desde el Río Maipo, repartirla entre ellos, además de conservar y mejorar la red de acueductos que administra para la correcta distribución del agua.

Con este objetivo, SCM traspasó a Eléctrica Puntilla S.A. los activos de generación eléctrica de su red de canales y el uso de la fuerza motriz correspondiente, por medio de un contrato de arrendamiento por 89 años. Este contrato, el cual entró en vigencia el 1 de octubre de 2010, incluía la cesión de los contratos vigentes de venta de energía eléctrica que poseía, con todos sus derechos y obligaciones. Los activos mencionados están agrupados en el complejo Florida, el que se divide en:

  1. Florida I, con dos unidades generadoras operativas desde 1909 (6 MVA).
  2. Florida II, con dos unidades (20 MVA).
  3. Florida III, con dos unidades (2,5 MVA).
  4. Central Eyzaguirre, con una unidad (1,9 MVA).
  5. Central Rincón, con una unidad (0,3 MVA).

Historia 1

En el año 2010 Puntilla se transforma en Sociedad Anónima Abierta. Sus principales accionistas son: Sociedad del Canal de Maipo y Fundación San Carlos de Maipo; Aguas Andinas, Concha y Toro, Instituto Nacional de Investigación Agropecuario y otras 180 personas naturales y jurídicas. Realizados estos cambios de estructura, en diciembre del año 2011 Eléctrica Puntilla S.A. se inscribe en la Bolsa de Comercio de Santiago, con lo que sus acciones comienzan a transarse en el mercado bursátil.

En el ámbito de las perspectivas de nuevos proyectos, Eléctrica Puntilla en 2013 comenzó la construcción de las centrales de pasada El Llano y Las Vertientes en la cuenca del río Maipo, las que iniciaron sus operaciones el mismo año. Adicionalmente, en septiembre de 2012 se obtuvo la Resolución de Calificación Ambiental, favorable para la Central Itata sobre el río que da origen a su nombre, comenzando su construcción a principios de 2014.

Paralelamente, en octubre del año 2013, la sociedad Eléctrica Puntilla S.A compra a Enerplus S.A., Compañía General de Electricidad S.A. y Transnet S.A., los activos de generación eléctrica del Grupo CGE. Estos activos incluían una central de pasada en el río Ñuble (Proyecto Ñuble), la línea de transmisión de San Fabián-Ancoa y los Proyectos Tinguiririca, Allipén, Claro de Rengo, Lontué y Teno.

Para la gestión del Proyecto Ñuble, el cual cuenta con su Resolución de Calificación Ambiental aprobada, se crea la filial HidroÑuble Spa, que inició las obras de construcción de la central ubicada en la comuna de San Fabián, durante el segundo semestre de 2014.

En marzo de 2015 se crea la sociedad anónima cerrada Sistema de Transmisión del Centro S.A. (STC) en asociación con la sociedad Sistema de Transmisión del Sur S.A., filial de SAESA. El objetivo de STC es la construcción y puesta en marcha de la Línea de Alta Tensión San Fabián – Ancoa 2x220kV, para inyectar la energía y potencia eléctrica del Proyecto Central Ñuble de Pasada al Sistema Interconectado Central (SIC). Paralelamente, STC e Hidroeléctrica Ñuble SpA suscriben un contrato de peaje con el objeto de regular las condiciones de uso de la Línea de Alta Tensión San Fabián – Ancoa 2x220kV y sus instalaciones.

Historia 2

En 2015, Eléctrica Puntilla S.A. inaugura en marzo sus nuevas oficinas corporativas, ubicadas en calle Orinoco #90, piso 11, en la comuna de Las Condes. Las nuevas dependencias permiten albergar a más de 80 personas en un lugar de diseño moderno que privilegia la luz natural y que cuenta con tecnología de punta para el uso eficiente de la energía.

En diciembre se da inicio a la operación de Central Itata, entregando su energía al SIC a través de la línea de subtransmisión Chillán-Charrúa de propiedad de TRANSNET S.A. Para ello se construyó una línea de simple circuito de 66 kV de 12,2 kilómetros de longitud.

El 10 de junio de 2016 se inaugura oficialmente la Central Itata. Paralelamente, se había iniciado la construcción del Parque Mirador Salto del Itata, dando cumplimiento a la RCA del proyecto. En su marcha blanca, realizada en el verano de 2016, el recinto recibió más de 13 mil visitantes, incrementando en forma importante el atractivo turístico de la comuna.

El 19 de diciembre de 2017, un incendio afectó las instalaciones de la Subestación Florida, dejando sin conexión a las centrales Florida I, II y III y El Rincón, junto a tres alimentadores de distribución y a la conexión que da suministro a la planta de Aguas Andinas. Las instalaciones contaban con seguros y se comenzó de inmediato a trabajar en la reparación de los daños para reponer la operación. Luego del incendio en Central Florida II, en menos de seis meses (2018) se restablece completamente la generación del Complejo Florida. Con las reparaciones y modernizaciones de Florida II, tras el incendio, la central pasa a ser el centro de control operacional de Eléctrica Puntilla S.A.

Asimismo, en 2018, se concretó la automatización de la Central Vertientes y el telecomando hacia la Central Puntilla. Con ello, Vertientes comienza a ser operada desde la Central Puntilla, tanto del punto de vista hidráulico como operacional.

Cabe destacar que, en 2018, la organización obtuvo la recertificación del Sistema de Gestión Integrado en las normas ISO 14001 de Medio Ambiente, y OHSAS 18001 de Seguridad y Salud Ocupacional.

Eléctrica Puntilla S.A.